La receta para desarrollar una mentalidad positiva

Mensajes

Noticias / Mensajes 35 Views

La mentalidad positiva es mucho más que despertar con el pie derecho.

Es básicamente un estilo de vida.

¿Quieres saber cómo y por qué debes desarrollar una mente positiva? Ponte cómodo y empieza a leer.

¿Qué es la mentalidad positiva?

Tener una mentalidad positiva es sinónimo de ser capaz de controlar tus emociones, vencer a las adversidades y luchar hasta el final por tus metas.

No son pocas las personas que han conseguido sus sueños a lo largo de la historia.

Si tuviera que quedarme con una faceta que tenían todos en común sería precisamente esta, una mente positiva.

¿Por qué es tan importante tener una actitud positiva?

Solo hay una persona que te acompaña en todos los momentos que hay en tu vida: tu mismo.

Esto significa una cosa: Tú eres el protagonista de todos tus pensamientos.

Eres quien decide los que quieres hacer en cada momento, ya sea motivarte o hundirte.

Mantener la mente en blanco es imposible, como seres humanos pensamos demasiado.

Solo hay una cosa que puedes hacer, ser más selectivo con los pensamientos. Para conseguirlo recomiendo (y mucho) meditar. Más adelante escribiré un post para explicarte como hacerlo.

Una mente positiva va más allá de simplemente mostrar una sonrisa. Está más que comprobado que una persona optimista tiene un impacto muy positivo en el bienestar, tanto físico como emocional.

Recientemente se ha demostrado algo más impresionante. Cada persona tiene un ADN distinto, donde desde que nacemos están preprogramadas ciertas enfermedades en portencia. Digo en potencia porque no siempre suceden.

Si por ejemplo tu ADN “dice” que eres propenso a tener diabetes, es posible evitarlo con la alimentación y un estilo de vida más saludable.

Ahora también se sabe que las emociones positivas no solo aumenta enormemente las posibilidades de sanar tras una operación o curarse de alguna enfermedad, sino que también puede afectar directamente a esas manifestaciones en el ADN.

El principal enemigo de la mente positiva

La base de una mente positiva reside en tu conversación interna.

A estas alturas es casi seguro que hayas oído hablar del subconsciente, esa gran herramienta que todos tenemos que nos empuja a hacer todos los actos o bien nos pone impedimentos.

Si tuviera que decantarme por un mal que se apodera de la gran mayoría de personas lo tengo muy claro: No vivir en el presente.

Si lo piensas, ¿Qué te hace sentir mal?

Una mala noticia te deja mella, pero ocurre en el pasado.

El miedo al fracaso sucede por algo que pasará en el futuro.

En resumen, casi todos los estados negativos provienen de algo ajeno al presente, el ahora, lo único que importa.

Preocúpate solo de lo que puedes actuar y cuando llegue el momento, no aceleres acontecimientos ni des vueltas a lo ya sucedido.

Cómo tener una actitud mental positiva

Si crees que te voy a dar unos pasos simples y ya estará todo hecho… Te equivocas. Como siempre, cualquier cosa buena requiere algo de esfuerzo y constancia.

Una mentalidad positiva no se desarrolla de la noche a la mañana, es un camino con recaídas y muchos obstáculos.

Si de verdad quieres empezar a pensar en positivo debes esforzarte cada día por incluir estos pequeños cambios:

Haz deporte

No me importa que salgas a pasear, te apuntes al gimnasio, algún deporte en grupo, lo hagas en tu casa…

Lo único importante es que te muevas.

Están más que comprobados los beneficios de hacer ejercicio.

Elige bien con quien te juntas

Eres la suma de las personas con las que más te juntas.

Si quieres tener una mente positiva, ya sabes a quienes debes evitar.

Cualquier persona que te amargue la existencia, bye bye.

Ayuda a los demás

Ayudar a los demás nos produce más alegría que hacerlo a nosotros mismos, está comprobado.

Da dinero a los que más lo necesitan, apúntate a alguna ONG, haz voluntariado…

Es una forma muy rápida y simple de generar dopamina, además de tener la oportunidad de conocer a personas increíbles.

Se agradecido

Este punto puede ser un poco exagerado, pero créeme, funciona.

De vez en cuando da las gracias por todo lo que tienes, por el buen día que hace, incluso por el agua que llena los embalses en los días tormentosos.

Agradece que el repartidor te haya traído a casa tu pedido, a las personas que trabajaron para conseguir los materiales que fabricaron lo que había en el mismo.

Es un ejercicio muy bueno para cambiar tu mentalidad, sobre todo en los días que te notas algo negativo.

Adiós a las quejas

Las quejas son totalmente inútiles. No vas a conseguir nada quejándote.

Llega tarde el tren, hay mucha cola para comprar, voy a llegar tarde, ese gili** ** ya podría haber puesto el intermitente…

La vida cotidiana está llena de quejas en potencia, pero te puedo garantizar algo, puedes quejarte todo lo que quieras, que además de no lograr nada, acabarás amargándote más cada día.

Discusiones

Discutir… una situación muy desagradable. Quiero que tengas algo grabado a fuego en tu mente: En una discusión no hay ningún vencedor.

La única discusión beneficiosa es aquella que se evita.

A nadie le gusta discutir, y quien lo busca constantemente para llevarse la razón, aunque trate de convencerte de que la tierra es plana, simplemente no merece tu tiempo. Dale la razón desde el comienzo y evita llegar a una situación incómoda.

Nunca te subestimes

¿Tienes problemas de baja autoestima? Llegó el momento de subirla casi por las nubes.

Me encuentro muchas veces con personas que desde el minuto 1 se machacan constantemente: No puedo hacer esto, no seré capaz, no valgo suficiente…

¿Cómo puedes dar por sentadas las cosas antes de que sucedan? No tienes una bola de cristal para ver el futuro. De esta forma solo profundizas en tu subconsciente la idea de que no eres capaz, y al final no lo serás, pero por tu culpa, no por falta de capacidad.

Sonríe

Y como no, tenía que dejar lo mejor para el final.

Está comprobado que sonreír aunque sea forzadamente genera dopamina, la hormona de la felicidad.

Si sigues bien todos los consejos no será necesario forzarla, ya que espero que la tengas casi siempre, pero en los peores momentos es un recurso gratis que tienes siempre al alcance.

Conclusión

Trabaja duro cada día por cambiar los malos pensamientos por algo positivo. No es un camino corto, pero día a día irás notando como tu mentalidad positiva aumenta, mejorando tu calidad de vida y éxitos en todos los aspectos.

!Sonríe al mundo, que es gratis!

La entrada La receta para desarrollar una mentalidad positiva aparece primero en Onfenix.

Aprovecha un fantástico descuento con esta oferta y tomate unas gafas!

Comments